Mundo empresarial

Hito de Avianca: desembarcará en Argentina comprando los permisos

Avianca estaría a punto de dar un paso decisivo en su historia entrando en Argentina con la compra de la pequeña aerolínea Macair, propiedad de la familia del presidente Mauricio Macri y que cuenta con 6 pequeños aviones, por lo que el atractivo de la operación y su elemento clave es que obtendría los codiciados permisos para operar con aeronaves grandes y la posibilidad de volar desde el Aeroparque Jorge Newbery. Avianca ejecutaría un trascendental movimiento en su estrategia de expansión internacional tras su fallida tentativa por TAP Portugal, y entraría en el segundo mayor mercado de Hispanoamérica tras México, donde su presencia supondría una dura competencia para los dos principales actores ahora en ese país, una Aerolíneas Argentinas en repliegue con las cuentas muy deficitarias y una LAN que perdió el pasado año más de medio millón de dólares al día, Avianca, desde que su dueño Germán Efromovich la compró hace una década, ha emprendido una ambiciosa expansión por América Latina, con su compra de Taca, que le otorgó un rol destacado en la Centroamérica que no es México ni Panamá; del mismo modo que hizo en Brasil con la que era Ocean, así como en Perú, con su propia marca y en Ecuador con Aerogal Del lado de la hoy conocida como Latam Airlines, fruto de la compra aunque llamada fusión de la chilena LAN sobre la brasileña TAM, la operación fue acompañada de una estrategia del grupo de la familia Cueto de lograr una presencia destacada en el resto de grandes mercados latinos, como en Argentina, donde son la segunda compañía tras la estatal Aerolíneas Argentinas; Colombia, igual tras Avianca, así como en Perú, y lo mismo intentó en México, donde finalmente logró un acuerdo con Interjet. La operación entre Avianca y Macair, según La Nación, está por cerrarse, y “si no se firmó, no debe faltar mucho”, contó una fuente que tuvo acceso a la negociación, a cambio de una cifra que no trascendió, tras acelerarse la posibilidad de acuerdo hace dos semanas cuando Germán Efromovich viajó a Argentina y entre otros se encontró con el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, además de mirar varias empresas que podían ser de su interés, repasando los números de Austral, Sol y MacAir, entre otras Según consigna La Nación, la principal causa de la venta es que la familia Macri sabía que de ahora en más era imposible que sus firmas sean contratadas por el Estado sin generar polémica. “El mercado, cuando se sacan las contrataciones públicas, sean de funcionarios o viajes sanitarios, se achica mucho. Por lo tanto el camino era la venta”, dijo un piloto al diario Fuente reportur
AN Logo
Suscribite al Newsletter de Acercando Naciones para recibir lo último en información sobre Diplomacia, Cultura y Negocios.