Corea del Sur en silencio…

0

Corea del Sur en silencio para no molestar a los estudiantes que rinden el examen de ingreso a la universidad

Oficinas cerradas, aviones inmovilizados, obras suspendidas: Corea del Sur intentaba mantenerse en silencio este jueves para no perturbar los exámenes de ingreso a la universidad en los que toda una generación se juega el futuro.

A causa de la fuerte presión que ejerce una sociedad ultracompetitiva , la escolaridad en Corea del Sur se define en esas horas decisivas.

A la excepcionalidad del acontecimiento, la sociedad surcoreana responde con medidas igualmente excepcionales.

Para permitir a los 606.000 estudiantes de secundaria llegar en hora al examen, todas las oficinas públicas, muchas empresas privadas e incluso la bolsa iniciaron sus actividades a las 10 de la mañana (01H00 GMT), es decir con una hora de atraso.

Padres de jóvenes surcoreanos rezanpara que sus hijos aprueben la prueba de aptitud escolar en Seúl (EFE) Durante media hora a principios de la tarde, en el preciso momento en que se trabajo-en-silenciodesarrollaba la prueba de comprensión lingüística, se impuso en todos los aeropuertos una prohibición de aterrizaje y despegue.

Para garantizar la puntualidad se aumentó la frecuencia del transporte público , especialmente en Seúl y alrededores y la policía desplegó un dispositivo para transportar en sus coches patrulla y motocicletas a los rezagados que lo soliciten.

En muchas obras en construcción se suspendieron los trabajos ruidosos y se prohibió la circulación de grandes camiones cerca de más de mil lugares del país donde se toma examen, que concluirá al final de la tarde.

En este día también es común observar a padres y familiares de los estudiantes rezando en templos e iglesias del país para que sus seres queridos tengan suerte en la prueba.

(EFE) El examen, que abarca las principales materias y consta mayoritariamente de preguntas tipo test, es considerado el más importante en la vida de los surcoreanos: aprobarlo  permite ingresar a las mejores universidades, lo cual garantiza el éxito profesional y a veces hasta buenas perspectivas de matrimonio.

En Corea del Sur , un país que en las últimas décadas ha cimentado su desarrollo en recursos humanos capacitados , existe un sistema de clasificación de universidades por niveles, lo que lleva a los alumnos a competir ferozmente por matricularse en las más prestigiosas.

LEA MÁS:

¿Cuáles son los 14 países más felices y avanzados del mundo?

Pertenecer a una de las universidades consideradas de élite aporta a los estudiantes un elevado estatus social y futuras oportunidades de trabajo en uno de los grandes conglomerados del país como Samsung, Hyundai o LG, además de alimentar el orgullo de sus familiares.

De este modo, durante los dos años de bachillerato muchos jóvenes dedican prácticamente todo el día al estudio y no son raros los casos de suicidio por estrés o por no lograr los resultados esperados.

Share.

Deja un comentario