logo
Opinión

Mediática, una palabra de dos caras


La atención mediática a la guerra de Ucrania varía según el país

¿Qué cobertura mediática recibe en el mundo la invasión de Ucrania? ¿Cuánto de extraordinaria y duradera es? Son cuestiones que nos interesan a los estudiosos del impacto mediático y de la comunicación de crisis. Y son también cuestiones relevantes que abordar en el marco de la guerra en Ucrania porque la atención mediática es un ingrediente más que influye, sin duda alguna, en el devenir de los acontecimientos.

Por Francesc Pujol Profesor en la Facultad de Económicas, Universidad de Navarra

El vector principal de influencia de la atención mediática es la presión popular que ejerce para que los países aliados participen de manera activa apoyando a Ucrania con el envío de material militar y debilitando a Rusia con el incremento del peso y gravedad de las sanciones. Esa presión popular llega también a las empresas con negocio y presencia en Rusia, como se ha visto de manera manifiesta en las primeras semanas de la crisis.

En este artículo muestro la medición de la atención mediática suscitada por la invasión de Ucrania en varios países, desde sus prolegómenos (10 de febrero de 2022) hasta el 15 de abril. Cubre, por tanto, el impacto de las 7 primeras semanas de invasión y contienda y las dos semanas previas.

Atención y cobertura mediática

La cobertura mediática es el espacio asignado a una cuestión por un medio de comunicación. La atención mediática es el interés que esos contenidos suscitan en lectores o audiencia.

La medición de la atención se ha facilitado de manera determinante en las plataformas de contenidos online y su extensión en los canales de redes sociales. Se puede medir con precisión el impacto de cada artículo publicado. Esta nueva herramienta para gestores de contenidos ha tenido impacto revolucionario porque esa información, cosechada al instante, influye a su vez en la exposición y visibilidad que se da a esa noticia y luego a ese tema; la atención influye en la cobertura.

La metodología que sigo para generar métricas de atención mediática es el impacto que cada noticia genera en la red social Twitter desde las cuentas oficiales de los medios informativos. Contamos con la cifra de interacciones de cada tuit: los retuits y los me gusta. Esas medidas son buenas variables proxy del impacto que genera cada noticia difundida en Twitter.

El indicador concreto de atención mediática que hemos seleccionado es el siguiente: para cada medio se seleccionan los tuits que han generado más impacto en la audiencia (retuits y me gusta). De esa selección, se calcula el porcentaje del impacto total que procede de tuits ligados a la invasión de Ucrania.

El impacto en los aliados de Europa

Analizamos primero el impacto en los países aliados de Europa, lo que nos permitirá dar un baremo de comparación para otras regiones. Los datos muestran un grado de atención mediática inicial realmente extraordinario. El 93 % de los contenidos con más impacto en los primeros cinco días de la invasión se referían a esta cuestión: es monopolio de atención mediática. Este es un fenómeno que se alcanza pocas veces, aunque el anterior caso es cercano: el confinamiento general de marzo de 2020.

La atención se mantuvo en cotas extraordinariamente altas en las dos semanas siguientes, por encima del 75 %, y se mantiene alto desde entonces, por encima del 40 %. Esa durabilidad de la alta atención mediática es el segundo elemento que lo hace extraordinario. El público dice que no se trata de una crisis más, la señala como crisis fundamental.

Diferencias mediáticas entre países

La atención mediática de cada país depende de dos factores: del interés directo por el tema y del grado de competencia de otros temas de interés local. Por países, la atención en España se sitúa por debajo de la media. No hubo monopolio de atención inicial porque en España ocupó espacio la investigación sobre los contratos de mascarillas en Madrid. En la segunda quincena de marzo, compitió con la atención al paro de transportistas.

Francia está también por debajo de la media por la interferencia del proceso electoral presidencial. Reino Unido es el país con mayor atención mediática de manera sostenida, mientras que Alemania calca la media europea.

En los países directamente implicados, la atención mediática es lógicamente masiva, unánime. En el caso de Ucrania la atención mediática es unánime porque también lo es la cobertura mediática. No es así en la prensa rusa, que cubre también otros temas, pero que la atención mediática sea también casi del 100 % refleja que se vive como grave crisis propia.

Fuera de Europa

En Estados Unidos la crisis ha conseguido captar la atención en grado muy similar al de Europa, resultado que refleja que la población asume y apoya el activismo de su Gobierno.

En otras regiones, la invasión se convirtió en el tema de atención mediática principal, con tasas alrededor del 40 % en los días de la invasión, pero desde marzo se ha convertido en un tema secundario en América Latina y África y mantiene cierta relevancia en Asia, pero muy lejos de la atención en Europa. La opinión pública en esos países considera la crisis como relevante para el ámbito regional europeo, pero no se considera de alcance mundial.

La crisis militar va a durar más de lo que muchos esperaban. Conocer la evolución futura de la atención mediática será un factor relevante a tener en cuenta.

Cortesía de The Conversation para con ACERCANDO NACIONES


Por Francesc Pujol


En esta nota
#Guerramediatica
#Medios
#Rusia
#Ucrania
Compartir en

Tal vez te interese leer

Seguí a AN en nuestras redes sociales

Newsletter

Suscribite para recibir las últimas noticias.

martes 03 de mayo de 2022

Copyright © 2022 Acercando Naciones. Todos los derechos reservados.